¿Es la teoría del origen del dinero de Carl Menger una teoría empírica o praxeológica?

AHDice Ludwig von Mises en La Acción Humana, su Tratado de Economía (ver extracto):

Carl Menger no sólo ha ofrecido una teoría praxeológicamente irrefutable del origen del dinero. Ha reconocido asimismo la importancia de esta teoría para elucidar principios fundamentales de praxeología de sus métodos de investigación.

Quiero empezar por aclarar que no coincido con Mises cuando define esta teoría como «irrefutable», dado que este concepto parece definitivo!

Pero lo que me pregunto acerca de este párrafo inicial es qué entiende Mises por praxeología. ¿Pudo Menger construir la teoría del origen del dinero bajo pura abstracción, sin condimentos empíricos? ¿o la teoría del origen del dinero es más bien una abstracción que surge de la evidencia empírica observada durante siglos sobre cómo se desarrolló el traspaso del cambio directo al cambio indirecto?

Volvemos, una vez más, al mismo debate planteado por Gabriel Zanotti. Quizás la pregunta esté mal planteada. Al menos a mí me parece que la teoría de Menger es tanto empírica, como praxeológica.

 

17 comentarios en “¿Es la teoría del origen del dinero de Carl Menger una teoría empírica o praxeológica?

  1. Para Mises «praxeología» significa la ciencia de la acción humana y no específicamente su método, cómo sí es el sentido que Rothbard le da al término. (Aunque cabría el debate de si la ciencia es separable conceptualmente de su método.) Por otro lado, el método aprioristico no implica renunciar a todo componente empírico, sino, partiendo del axioma fundamental de la acción humana, deducir los postulados de la economía, valiéndose de unos cuantos postulados empíricos de la vida real. Como los señala Rothbard:

    “Actually, despite the ‘extreme a priori’ label, praxeology contains one Fundamental Axiom–the axiom of action–which may be called a priori, and a few subsidiary postulates which are actually empirical.”

    Pero aquí «empirical» no significa ir a ejemplos concretos a contrastar las teorías sino que son empíricos en un sentido más amplio, en que se observan en la vida cotidiana como por ejemplo la desutilidad del trabajo y en el caso concreto del dinero el uso generalizado que al día de hoy se hace del intercambio indirecto. Por interesante que sea analizar el intercambio directo, lo relevante hoy es el uso del dinero en todas las transacciones, por lo que la praxeología se interesa en ese tema. Entonces, «a posteriori» que el dinero existe, se puede estudiar praxeologicamente cómo se originó: se parte de la situación de trueque y de los problemas que esto supuso y cómo surgió el cambio indirecto. Es praxeológica porque es deductiva. No es «empírica» en el sentido positivista del término porque no es algo que se haya «observado»: nadie presenció y estudió el cambio del trueque al uso del dinero, tomo notas, observó suficientes casos y luego formuló la teoría del origen del dinero. Como con todas las instituciones sociales, es el producto de un largo proceso evolutivo, en el que participaron anónimamente millones de personas que no eran conscientes de que estaban instituyendo el dinero como lo conocemos hoy. Por lo mismo, no puede ser objeto de un estudio «empírico» en el sentido que se le da habitualmente al término.

    Me gusta

  2. Coincido globalmente. «Empírico» no significa testeo empírico en sentido positivista (estadísticas, econometría, etc, como fuente de teorías) sino que ha significado y puede significar la experiencia de lo humano, la comprensión de la naturaleza humana, como punto introspectivo de la teoría del valor……… La diferencia entre lo fáctico como lo real y lo formal como lo lógico matemático no es que sea falsa, sino muy incompleta. Machlup la supera en su famoso artículo del 55: las fundamental assumptions no son ni formales ni fácticas, y por ende ni a priori ni a posteriori en un sentido positivista, sino que pueden encuadrarse en tipos ideales weberianos (para él), o, para mí, en una antropología filosófica que habla de lo humano, siendo «lo humano» NO una «abstracción no real» sino el sentido en el sentido husserliano del término, esto es, la esencia más profunda de lo humano, sin ser reductivamente la de este o aquel humano sino la de todos……………………………..

    Me gusta

  3. Yo no se cómo categorizar lo que hizo Menger, no se si es empírico o praxeológico o alguna otra cosa. Lo que Menger hizo fue apreciar una realidad -es decir, un fenómeno empírico- y, a partir de los datos que observaba, elaboró, por deducción, una teoría abstracta.

    Es decir, Menger observó cómo opera el dinero, cuál es el papel que juega en la dinámica social y, en base a esas observaciones, dedujo cómo cabría imaginar que el dinero surgió.

    En definitiva, Menger no hizo nada diferente a lo que hace cualquier científico: comenzó por observar algo que le llamó la atención y de ahí en más elaboró un modelo teórico que explique el fenómeno. Un físico, un químico o un biólogo seguramente hubiera hecho un experimento para corroborar su modelo. En economía, eso no es posible. Esto dificulta el proceso de corroboración, pero el proceso mental que Menger recorrió fue ese. Ahora, invito a los epistemólogos a que lo clasifiquen como corresponda

    Me gusta

  4. La trigonometría es a-priori.
    Como explica Roderick Long, ‘a-priori’ significa ‘antes de’ prueba en el laboratorio.
    Así sabemos, por ejemplo, que «La suma de los ángulos agudos de un triángulo rectángulo es igual a 90º»

    Hoppe usa este ejemplo para explicar que nadie en su sano juicio va a ponerse a hacer experimentos en Rusia y Tailandia, hoy y en 10 años para verificar que se cumpla que esos ángulos efectivamente miden 90 grados.

    Para los misesianos, la economía es apriori en el mismo sentido: proposiciones que no necesitan ser empíricamente testeadas para saberse que tienen que ser así.

    ——–
    Pero hay que tener cuidado con la palabra ‘empírico’ porque podemos estar hablando de cosas diferentes.

    En las líneas anteriores hemos estado hablando de pruebas ‘empíricas’ en un sentido epistemológico.

    En las líneas que Adrian Ravier escribió:

    «¿Pudo Menger construir la teoría del origen del dinero bajo pura abstracción, sin condimentos empíricos? ¿o la teoría del origen del dinero es más bien una abstracción que surge de la evidencia empírica observada durante siglos sobre cómo se desarrolló el traspaso del cambio directo al cambio indirecto?»

    la palabra ‘empírico’ se refiere a otro asunto. No se refiere a pruebas empíricas, sino a la teoría de formación de conceptos.
    En el sistema objetvisita, esto ya no es un asunto de epistemología estrictamente hablando, y tampoco es un asunto de metafísica.
    Es una sección especial del sistema, la teoría de formación de conceptos.

    Unos dicen que los conceptos aparecen en nuestra mente sin ningún contacto con el mundo real [platón], pero para los objetivistas todos los conceptos nacen del contacto con el mundo real a través de los sentidos, y en este sentido todos los conceptos son ‘empíricos’.

    Y EN ESTE SENTIDO UNO BIEN PUEDE FORMAR LOS CONCEPTOS MATEMATICOS [Y PRAXEOLóGICOS] DE FORMA EMPIRICA Y DE TODAS MANERAS ESOS CONCEPTOS SON APRIORI.

    Apriori y empírico no son excluyentes en este sentido.

    ——
    Hay que notar que Mises no partió de metafísica ni de teoría de formación de conceptos, sino que comenzó de metodología [epistemología].

    —–

    El concepto, axioma, de acción humana bien puede ser derivado empíricamente, del contacto con el mundo exterior, como las matemáticas, y aún así los teoremas económicos praxeológicos pueden ser apriori.

    La pregunta de Adrian puede formularse entonces también para las matemáticas:

    ‘¿es la artimética una teoría empírica o necesita ser testeada en el laboratorio?’

    Me gusta

  5. Quizás el ejemplo de Dante Bayona sirva. Es cierto que nadie anda por ahí corroborando o intentando refutar la suma de los ángulos internos de un triángulo suman 180 grados.

    Pero si es cierto que es posible que la suma de los ángulos de un triángulo no sumen 180 grados cuando la geometría es no Euclidiana (por ejemplo, cuando la superficie no es plana). No es que la suma de 180 grados sea irrefutable, sino que sabemos ex-ante experiencia el resultado de sumar los ángulos internos de un triángulo. Podremos decir que, de encontrar una suma distinta a 180 grados, no nos encontramos en una superficie plana, pero no que hemos refutado la geometría Euclidiana porque el supuesto de superficie plana de hecho no se cumple.

    Al menos para Mises, que los supuestos empíricos monetarios se cumplan o no, no son una refutación de los teoremas praxeológicos.

    Qué entendamos por «apriori» y «empírico» es lo que define si estamos o no de acuerdo con el pasaje de Mises.

    Me gusta

  6. Yo, desde mi relativa ignorancia en metodología opino que la teoría de Menger entendida dentro de la ciencia social es praxeológica y es una teoría a priori, porque la única forma de que los seres humanos creemos el dinero (dinero de verdad, no coactivo) es la que Menger dispone, por tanto sería a priori y praxeológica porque se basa en una acción humana. Pero si se hubiera llegado a esa misma conclusión por estudios de antropología, mediante datos y documentos no necesariamente de corte positivista, la podríamos considerar empírica.

    Me gusta

  7. El artículo al que remite Gabriel es «El problema de la verificación en economía» [http://www.eseade.edu.ar/files/Libertas/1_9_Machlup.pdf] de Fritz Machlup, donde el autor critica tanto el apriorismo extremo como el ultra-empirismo. A los interesados en la metodología, recomendamos su lectura.
    Por lo demás, mi interés en abrir esta discusión estaba en negar la disociación entre praxeología y empirismo. Después de todo, la praxeología, correctamente entendida, es empírica! La teoría del origen del dinero es tanto praxeológica como empírica!

    Me gusta

    • ¿Lo empírico de la praxeología es su fundamento introspectivo de la acción humana? Si es esa la forma correcta de entender la praxeología, entonces la teoría de Menger sería también empírica y praxeológica a la vez.

      Mas pienso que el debate va más allá: primero, lo que se plantea es si la teoría pudo surgir a partir de «la evidencia empírica observada durante siglos sobre cómo se desarrolló el traspaso del cambio directo al cambio indirecto», lo cual supera la introspección. Por otro lado la pregunta se enmarca en la discusión de las interpretaciones de Machlup y Rothbard de la prexeología. Parece entonces que el debate apunta a decidir si la teoría de Menger es praxeológicamente irrefutable y no verificable, o si es posible «ilustrarla» de algún modo en un determinado contexto empírico.

      En este sentido sólo podríamos ilustrarla en una sociedad libre y con propiedad privada, donde sea posible realizar el tipo de intercambios que Menger tenía en mente, y necesitaremos que, además, estos intercambios sean directos para que el dinero pueda originarse (tales características serían las «fundamental assumptions» de Machlup). Por ende, para saber si la teoría de Menger puede ser praxeológica y empírica a la vez, necesariamente debemos investigar si las sociedades de este tipo son la base de las sociedades monetarias actuales. La respuesta no pueden dárnosla ni la praxeología ni la economía por sí solas, debemos recurrir a la historia, la antropología y la sociología, entre otras.

      Me gusta

  8. El artículo de Machlup es clave para organizar las distintas piezas (a priori, empirico, etc). Especialmente pasajes como este:

    «Economics does not follow the procedure of logic and mathematics. It does not present an integrated system of pure aprioristic ratiocination severed from any reference to reality. In introducing assumptions into its reasoning, it satisfies itself that the treatment of the assumptions concerned can render useful services for the comprehension of reality. It does not strictly separate in its treatises and monographs pure science from the application of its theorems to the solution of concrete historical and political problems. It adopts for the organized presentation of its results form in which aprioristic theory and the interpretation of historical phenomena are intertwined
    Human Action, p. 66

    Me gusta

    • “El razonamiento apriorístico es estrictamente conceptual y deductivo. No cabe del mismo, por eso, derivar sino tautologías y juicios analíticos.” Podemos creer que esto proviene de un empirista. Sin embargo, estas palabras pertenecen a Mises (La Acción Humana. p, 38). Mises enfatiza que “el fin de la ciencia es conocer la realidad,” y que “con la introducción de supuestos en sus razonamientos, se satisface aquel fin en cuanto el tratamiento de estos supuestos puede brindar servicios útiles para la comprensión de la realidad.” (Ibíd., pp. 65-66)

      Me gusta

  9. El pobre Mises fue muy claro: «Economics is a branch of praxeology, the aprioristic theory of human action. The economist does not base his theories upon historical research, but upon theoretical thinking like that of logicician or the mathemtician» (The Ultimate Foundation of Economic Science, pag 57). Mises habia critcado a John S. Mill por haber dicho que la economia era una ciencia apriorística por basar axiomas observables empíricamente. Rothbard no parecía tener el conocimiento enciclopedico de Mises o Hayek.
    La historia de la física muestra claramente que la «observación» ha inducido a errores. La Tierra era plana, era el centro de universo, se observaban estrellas que terminaron siendo galaxias. Para Aristóteles el estado natural de las cosas era el de reposo. Podemos estar de acuerdo o con Mises pero su posición gnoseológica es kantiana. «Like logic and mathematics, praxeological knowledge is in us; it does not come from without» Si bien introduce lo que él llama axiomas auxiliares que los sacamos de la observación esto no cambia el caracter apriorístico de la economía: «… this reference to experience does not impair the aprioristic character of praxology and economics. Experience merely directs our curiosity toward certain problems and diverts it from otheprr oblems» (Human Action pag 54).

    Me gusta

  10. Tal vez sin profunidizar lo suficiente, el título del artículo lee «¿Es la teoría del origen del dinero de Carl Menger una teoría empírica o praxeológica?» abriendo desde un inicio una brecha entre empirismo y praxeología. Y es que esa brecha es fundamental, si la teoría de Menger es empírica, entonces cómo le llamamos al acercamiento metodológico en la que una hipótesis es confirmada y re-confirmada (o no desconfirmada como escribe Machlup) «hasta próximo aviso»? Eso es empirismo. El extraer escencias de la situación real a la que se enfrenta el hombre (tiempo, escasez..) y deducir de ellas verdades que no necesitan confirmación no puede también llamarse «empirismo».

    Me gusta

  11. Creo que hay que distinguir entre teoría del conocimiento (cómo conocemos) y epistemología (el método científico). Empirismo hasta donde yo se se refiere a cómo conocemos, Platón era un idealista, los ingleses empiristas, y Kant una mezcla por la cual los sentidos toman informaciónd e la realidad y la mente las «interpreta» de acuerdo a sus categorias apriori. Menger era empirista, Aristotélico si se quiere, desde el punto de vista de teoría del conocimiento pero era deductivista desde el punto de vista epistemologico. La ciencia parte de premisas que puedo tomar de la realidad o de juicios sintéticos a priori que son independientes de la experiencia.

    Me gusta

    • Creo que en esta discusión han surgido indudablemente dos diferentes «definiciones» de empirismo. La primera, relacionada con el positivismo estadístico y un acercamiento epistemológico y la segunda con el hecho de la experiencia en sí (que por ser experiencia en sí no puede incluir comprensión alguna).

      Creo que con un ejemplo un poco disparatado podría solucionarse el dilema: ¿Si nos encontramos con una civilización extraterrestre, podríamos saber a priori si tienen dinero?, la resuesta parte de supuestos, si la civilización enfrenta escazes (inlcuido tiempo) y existen seres con conciencia de ser entonces la civilización sí tiene dinero. Así, sin siquiera hacer un censo a la nueva civilizacion, sabremos que tiene dinero (o que de ser muy primitiva, pronto engendrará dinero). El acercamiento apriori es claro entonces, de la misma manera en que sabremos que los triángulos en ese nuevo mundo sumarán 180 grados, sabremos que deben tener dinero (partiendo de supuestos).

      En escencia la definición de empirismo que se refiere a la experiencia en sí, al conocimiento de la cosa tal cual (sin comprensión), es también aplicable a la praxeología e incluso a la trigonometría: El ser humano observa un triángulo (por decir sólo un triángulo y no todo lo que le rodea) y una vez concretado ese acto empírico, deduce las propiedades del triángulo con el uso de la razón y establece teorías aprioristicas que en conjunto se llaman trigonometría. El ser humano observa al ser humano y una vez concretado ese acto empírico deduce teorías a priori (praxeología, economía) que por apuntar a la naturaleza de la acción no necesitan ser corroboradas constantemente y no pueden ser clasificadas como empíricas-positivistas (usando la otra definición de empírico, la epistemológica científica).

      Me gusta

  12. Perdón, pero, ¿por qué a la comprensión sobre lo humano se la separa de algún tipo de «experiencia»?
    Por lo demás creo que Nico tendría interesantes cosas que decir sobre el ejemplo geométrico……………………………………

    Me gusta

  13. El ejemplo de la geometría puede ser tramposo. Como menciono en el comentario arriba, si bien es cierto que nadie anda por ahí refutando la geometría Euclidiana, no es menos cierto que la geometría si hace uso de «supuestos auxiliares» sobre el tipo de superficie.

    Si vamos a Marte, y trazamos un triangulo sobre la tierra, no es cierto que la suma de los ángulos internos del triangulo sumas 180 grados por que la superficie no es plana. La praxeologia, igual que la geometría, hace uso de supuestos, pero no por ello deja de lado su carácter aprioristico.

    Pero hay supuestos que pueden ser menos generales, como el de la presencia de dinero. Hoy es claro que las economías son monetarias. Pero lo que hoy nos parece obvio, evidente y damos como cierto «a priori», no lo era al inicio de la civilización. Si viajamos a Marte y nos encontramos con una civilización primitiva, no podemos asumir que de hecho usan dinero, quizás aún se encuentran bajo trueque.

    Pero, si hay dinero, las reglas económicas de la economía monetaria aplican del mismo modo que si hay una superficie plana aplican las reglas de la geometría Euclidiana y no de otras geometrías no Euclidianas.

    Me gusta

Los comentarios están cerrados.