Ayn Rand y la Filosofía objetivista: ¿Existe una realidad más allá de los sentidos?

Acabo de regresar de la presentación del nuevo libro de Ricardo M. Rojas titulado “Realidad, Razón y Egoísmo. El pensamiento de Ayn Rand“, presentado en la Universidad Francisco Marroquín de Guatemala.

Excelente presentación de Luis Figueroa! Excelente exposición de Warren Orbaugh, quien además es autor del prólogo. Y excelente presentación de Ricardo, como síntesis a esta obra.

Warren explicó el valor del libro señalando que por primera vez disponemos en español de una obra que sistematiza la filosofía de Ayn Rand, señalando que esta autora nunca se tomó ella misma el trabajo de realizar un manual con su filosofía. La filosofía objetivista de Ayn Rand se compone de diversos elementos presentados en su obra, la que incluye cuatro novelas (Himno, Los que vivimos, El Manantial, La Rebelión de Atlas), una obra de teatro (la noche del 19 de enero), y varios libros de ensayos (La virtud del egoísmo, Capitalismo, El ideal desconocido, Introducción a la epistemología objetivista, El manifiesto romántico, Filosofía: Quién la necesita, La nueva izquierda: la revolución antiindustrial, La voz de la razón), además de varios artículos.

La presentación de Ricardo tuvo la profundidad y sencillez que lo caracteriza. Comenzó agradeciendo a la UFM, pues fue aquí en Guatemala, durante su estancia en la universidad, donde pudo encontrar el tiempo de desarrollar el libro que tenía en mente desde hacía varios años. Agregó que este libro es el primer trabajo publicado por Unión Editorial fuera de España, siendo editado e impreso en Argentina y España, pero disponible también en distintos países donde la editorial tiene representación. Y luego se introdujo en las páginas del libro, comenzando por su título, “Realidad, Razón y Egoísmo”, explicando el significado de cada uno de estos tres términos, que a la vez se vinculan con los primeros tres elementos de los cinco que componen la filosofía objetivista.

Hablamos concretamente de su metafísica (realidad), su epistemología objetivista (razón), su ética (egoísmo), su política (capitalismo) y su estética (romanticismo).

Y es precisamente sobre esto que quisiera abrir la discusión con los lectores:

¿Qué quiere decir Ayn Rand con el primero de estos tres elementos? ¿Existe una realidad más allá de los sentidos? ¿O acaso la realidad sólo se forma a partir de los sentidos?

Y como primera respuesta quizás vale la pena tomar las primeras palabras del capítulo 2 del libro:

El punto de partida lógico en la filosofía de Ayn Rand es el concepto de “existencia”. Es el punto de partida lógico, pues está implícito en cualquier discusión ulterior.

En efecto, la mente no puede rechazar la idea de existencia: sostener la “no existencia” sería auto-contradictorio. La persona que afirmase la “no existencia” debe existir; una persona “no existente” no puede hacer ninguna afirmación. Por ello, todo intento de negar la existencia o afirmar la no existencia falla en sí mismo, e incluso es prueba ostensible de la existencia.

Es por ello que dicho concepto se considera axiomático, esto es, autoevidente, que no necesita ninguna prueba adicional.

Y tomando una cita de Ayn Rand, que Ricardo cita en negrita (p. 67):

La existencia, existe; y el acto de asumir esta afirmación implica dos axiomas corolarios; existe algo que uno percibe, y uno existe poseyendo consciencia, siendo la consciencia la facultad de percibir lo que existe.

5 pensamientos en “Ayn Rand y la Filosofía objetivista: ¿Existe una realidad más allá de los sentidos?

  1. Pero si existe lo que uno percibe a traves de su conciencia entonces la comprencion del sujeto se vuelve pura y exclusivamente subjetiva, estaria apartandose del principio objetivista de rand de que A es A, en donde no se permite quebrantar el principio de identidad. Ese planteo se convierte en irreconciliable, lo mismo sucede con el planteo de existencia, si una persona decide negar un supuesto evidente como por ejemplo que una piedra es un plato, es un punto de vista subjetivo y equivocado porque rompe con el principio de identidad. Pero quizas la manada(colectivismo) que tanto repudiaba rand esta equivocada y el sujeto tiene razon, y entonces nos volcamos a perspectivas subjetivas y fabricadas de una filosofia kantiana, filosofia que tanto repudiaba rand…

    Me gusta

  2. Los conceptos que utiliza la mente humana como herramienta para capturar la realidad se forman a partir de la evidencia que proporcionan los sentidos . Dicha evidencia proviene de la realidad que es la que en ultima instancia nos provee el standard de objetividad que busca Nicolas . La verdad es el reconocimieno de la realidad Recomiendo la lectura del libro de david Kelley The Evidence of the senses para aclarar el tema y comprender la trampa kantiana en la que tambien cayo hume sobre la imposibilidad del conocimiento , considerando atodoconocimiento como subjetivo

    Me gusta

  3. En general, me parece que UNA BUENA PARTE de la realidad existe independientemente de nuestra percepción. No obstante, sí hay fenómenos de interacción, es decir, eventos de la realidad que dependen de nuestra percepción. Algunos ejemplos:

    1) El sonido es un fenómeno de interacción. Observemos que las ondas (perturbaciones a cierto medio) existen separadas del oído humano, pero el sonido que hace dicha onda en nuestro cerebro no existe separado del oído. Eso requiere la interacción entre la onda, nuestros oídos y el cerebro para que emerja el fenómeno real: sonido. Sino hubiera evolucionado el oído humano y el cerebro como lo hizo, no existiría el sonido como lo conocemos.

    2) Existe una condición humana conocida como Sinestesia, donde la especialización de áreas del cerebro para ciertas percepciones se traslapa un poco entre dichas percepciones. Entonces las personas ven los números con colores, o cuando escucha una nota musical sienten un olor, etc. Estas son personas perfectamente funcionales (muchas son artistas). Se considera que todos somos sinestesicos en mayor o menor grado. Se podría argumentar que es ridículo que una nota musical tenga un olor, que así no es la realidad, bueno eso depende de como esté armado tu cerebro.

    En general me siento cómodo y comparto la idea de Rand respecto a que la realidad existe separada de las percepciones, pero éstas últimas si generan retos y cuidados epistemológicos que debemos considerar ya que no siempre lo que interpretamos de primas a primera es la realidad.

    Me gusta

  4. Este tema resulta de mas interesante por las razones a las que todos Uds. aluden, y que creo Carlos elabora de una manera sencilla. Si bien la realidad existe como argumenta Rand (A es A) y es una e innegable, los seres vivos solamente podemos percibir esa realidad a través de los sentidos. Adicionalmente, nosotros humanos tenemos la capacidad de discernir esas percepciones para intentar formar una imagen clara de esa realidad. Sin embargo, esa imagen que formamos sigue siendo subjetiva. Como ejemplo veamos la historia: el sistema planetario geocéntrico de Ptolomeo estaba basado en una percepción de la realidad. Ese concepto duro muchos años hasta que Copernico ideo el modelo heliocéntrico que entendemos hoy en día. Es este modelo una fiel representación de la realidad? No lo sabemos, aunque asumimos que si. Sea cual sea la realidad, estamos limitados a lo que nuestros sentidos son capaces de percibir y nuestra razón capaz de interpretar en base a esa información y nuestros conocimientos y experiencia previa.

    Me gusta

Los comentarios están cerrados.