¿Fue la Fed un Fracaso?

En el 2013 se cumplen 100 años de la reserva federal (Fed) de Estados Unidos, el banco central más importante. Seguramente varios trabajos aparezcan para evaluar la trayectoria de la Fed a lo largo de su siglo de vida. George Selgin, William Lastrapes y Larry White han escrito un working paper evaluando la performance de la Fed. El resultado que encuentran es que, tomando indicadores que son responsabilidad exclusiva de la Fed, su performance no sólo no ha sido exitosa, sino que la situación financiera y monetaria actual es peor que la situación que llevó a considerar formar la Fed hace casi 100 años. ¿Por qué, entonces, no considerar un cambio institucional dada la situación actual?

Selgin presentó los resultados de su investigación en el Mises Circle en Furman University en Septiembre del 2010. Si el tema les interesa, y tienen 40 minutos, recomiendo que vean el video de la presentación que creo fue excelente. Selgin no sólo fue contundente y riguroso, sino que no desperdició tiempo de exposición.


9 comentarios en “¿Fue la Fed un Fracaso?

  1. Excelente presentación. Agrego al resumen de Nicolás algunos aspectos que se pueden tomar de esta conferencia y que me parecieron relevantes:

    1. Selgin se propone analizar la performance de la Reserva Federal durante prácticamente un siglo de política monetaria.
    2. Parte de considerar que la Fed surge en torno a la crisis financiera de 1907.
    3. Tras el pánico de 1907 se crea justamente la National Monetary Comission, compuesta por expertos en la materia, la que elabora –entre 1909 y 1911- 30 estudios de teoría y política monetaria.
    4. Estos estudios se convierten justamente en la base de la «Federal Reserve Act» de 1913.
    5. Básicamente, la Fed se propone: a) Máximo empleo; b) Precios estables; c) Tasa de interés moderada en el largo plazo; d) contener las crisis financieras y prevenir que no salgan del sistema financiero.
    6. Es esto justamente lo que ofrece un criterio para evaluar la performance de la Fed.
    7. Selgin ofrece una cantidad de gráficos que permiten observar el mal desempeño de la Fed en materia de empleo, incluyendo la crisis de 1930, con una tasa de desocupación que supera el 20 por ciento.
    8. También ofrece el Consumer Price Index, mostrando que desde 1950 los precios han subido a niveles exageradamente altos.
    9. También muestra la depreciación del dólar en este período.
    10. Incluso resume la enorme volatilidad de la inflación mensual.
    11. Discute varios argumentos a favor de la Fed, como por ejemplo, el señalar que pudo haber generado inflación, pero detuvo los tan temidos procesos deflacionarios. A esto responde que antes de la Fed, había dos tipos de deflación. «La mala», que surge por una caída de la demanda de ciertos bienes y servicios. Y «la buena», que surge de un aumento de la oferta de bienes y servicios. Básicamente señala que «la buena» viene acompañada de mayor productividad. Explica que antes de la Fed, hubo varios casos de “deflación buena”, y que estos desaparecieron tras la política de la Fed.
    12. También muestra cómo aumentó el ratio gasto público sobre PIB, durante este siglo de Reserva Federal.
    13. Detalla y compara los pánicos bancarios y las recesiones que hubieron antes de 1907, y después de esta fecha.
    14. Por último, explica que lo peor que hizo la Fed en su historia fue el rol que asumió en esta última crisis, con sus bailouts, esto es, préstamos a empresas que estaban en serios problemas económicos y financieros, con el consecuente “riesgo moral.”
    15. Concluye que lo que teníamos antes de la Fed no era ideal, pero claramente era mejor que lo que tenemos hoy.

    Imagino que en estos dos años que quedan surgirá una extensa literatura evaluando este «siglo de la Fed». Mi sensación es que la Fed se ha movido durante todo el siglo sin brújula, a través de un método de prueba y error que ha costado mucho en lo económico y fundamentalmente en lo social. ¿Reconocerán esta mala performance? Una nueva crisis en EEUU en los próximos dos años pueden profundizar aun mas su mala reputación.

    Me gusta

  2. Creo que el aspecto más difícil de volver al patrón oro es lograr la coordinación de, al menos, los países más relevantes internacionalmente. El patrón oro tienen la ventaja de regular y dar equilibrio monetario internacional. Sí sólo un país vuelve unilateralmente al patrón oro los beneficios son parciales. Con el patrón oro hay una sola moneda internacional, el oro, las monedas que emiten los países son substitutos de la moneda. Esto resulta en equilibrio monetario entre los distintos países, donde cada país está sujeto a sus propias leyes y constituciones.

    Hay una propuesta, creo que de Timberlake, que si entiendo bien consiste en que el gobierno devuelva el oro a los ciudadanos (siguiendo alguna norma pre-establecida) y que se permita a los bancos aceptar depósitos en especie.

    La propuesta de Selgin me atrae más. Consiste en congelar la cantidad de dólares e ir a un sistema de free-banking basado en dólares (ahora sin Fed) y dejar que el mercado evolucione por sí mismo. En ese caso puede volverse a depósitos en oro o no. La ventaja de esta propuesta es que no fuerza a que sea el oro la moneda, sino que lo deja a libre resultado del mercado.

    Pero en última instancia la mayor dificultad consiste en la coordinación internacional, si son sólo unos pocos países los que vuelven al patrón oro entonces los beneficios de estabilidad internacional se pierden.

    Me gusta

  3. Gracias Nicolás por su respuesta. Esto significa que la propuesta de Selgin que comenta le atrae más que la competencia de monedas de Hayek?

    Me gusta

  4. Si, la propuesta de Selgin me atrae más. La propuesta de Hayek de competencia de monedas es muy interesante, además de haber puesto el debate sobre la mesa.

    La duda principal de la propuesta de Hayek es que el incentivo de competencia entre los bancos puede no ser suficiente. Los bancos, al emitir billetes, prometen una cierta estabilidad del poder adquisitivo, mientras que los bancos en free banking poseen un contrato con el cliente de devolución del depósito. En free banking los bancos no pueden devaluar sin eventualmente romper el contrato y tener que responder a la justicia. Pero el banco hayekiano, si devalúa, rompe una promesa pero no un contrato. El banco bien puede preferir emitir, ser el primero en recibir sus propios billetes y comprar bienes u otros activos antes que se devalúe su moneda y pierda a los clientes.

    Si este punto es considerado una debilidad del sistema por el mercado, entonces los bancos se van a ver empujados a ofrecer un contrato y acercarse a un sistema free banking. La propuesta de Selgin se adelanta a ese paso.

    https://puntodevistaeconomico.wordpress.com/2011/03/21/%C2%BFun-problema-en-la-competencia-de-monedas/

    Me gusta

  5. Muy buen post, y comentario Nicolás no conocía la propuesta de Selgin sobre free banking, ahora esto me da más claridad por que no sería necesario un patrón oro, dado la propuesta de Selgin. Pero una pregunta se presupone una unidad de cuenta o no?, y de no ser así, no podría esto representar altos costos de transacción y problemas respecto de la información sobre los cambios en los precios relativos en las monedas?

    Me gusta

  6. La unidad de cuenta serían los dólares. En la propuesta de Selgin los USD son el instrumento de transición, no fuerza al mercado a ir oro, eso lo deja abierto.

    Aquí ofrezco un resumen de la propuesta de Selgin: http://www.soundmoneyproject.org/?p=4004

    Selgi habla del tema al final de su The Theory of Free Banking: http://oll.libertyfund.org/index.php?option=com_staticxt&staticfile=show.php%3Ftitle=2307&Itemid=99999999

    Del mismo modo que al dejar el patrón oro se usó el precio del oro como unidad de medida para dar inicio al sistema fiat, en este caso el precio del dólar pasa a ser la unidad de medida en la transición. Al no haber cambio de unidad de medida no hay aumento de costos de transacción.

    Me gusta

Los comentarios están cerrados.